dissabte, 6 de setembre de 2014

Historia de la Pasta nº2

Historia de la Pasta nº2


Historia de la pasta  nº2

El uso de la pasta parece haber empezado entre poblaciones específicas de ciertas áreas y luego haberse extendido por todo el mundo. El uso más antiguo de la pasta parece haberse dado probablemente en China, donde hoy en día aún se utiliza mucho. La pasta china y asiática, sin embargo, generalmente se conoce como “noodles” (fideos).
Griegos y romanos
Muchas son las fuertes que dicen que Marco Polo introdujo las pasta en Italia en 1292 DC de sus viajes asiáticos, pero los orígenes de los “macaroni” en Italia se remontan al tiempo de los antiguos romanos, quienes otorgaban le mérito a los dioses. Una leyenda común asegura que la pasta fue inventada por el dios griego del fuego, Hefesto (Vulcano para los romanos), peor esto no está mencionado por ninguna parte en la literatura clásica.
La pasta, sin duda, era conocida tanto por los antiguos griegos como por los romanos. Un tipo específico era un tipo ancho de fideo que en griego se llamaba “laganon”, probablemente parecido a la lasaña de hoy en día. Lo que es significante es que sin embargo no se hervía como la lasaña, sino que se tostaba en piedras calientes o en hornos; está más relacionado con lo que hoy conocemos como pizza.
Apicius, un escritor romano del siglo primero D.C. describe una pasta hecha “para acercar el timballi y las tartas…”. Esto fue llamado “Lagana”. La receta de la para la masa no se describía, pero sin embargo hay sugerencias para rellenar las capas de carne y pescado con un cierto aliño. Esto sería similar a los ravioli o tortellini actuales.
También existen especulaciones de que la pasta, en cierto modo, la utilizaban ya los etruscos, pero no hay evidencia histórica real de ello.
Los árabes y la pasta

La primera evidencia certificada de fideos que se cocinan hirviendo es en Jerusalem Talmud, escrito en arameo en el siglo V D.C. La palabra utilizada para los fideos es itriyah. En las referencias árabes esta palabra se refiere a fideos secos comprados a un vendedor, en vez de los fideos caseros que serían frescos. Los fideos secos se podían transportar, mientras que los frescos había que comerlos inmediatamente. Más que probablemente, la pasta se introdujo durante la conquista árabe de Sicilia, donde fue llevada como una comida de primera necesidad seca. Es geógrafo árabe, Al Idrisi escribió que en Palermo se fabricaba un producto hecho a base de harina con forma de tiras, que entonces era colonia árabe.
Se ha especulado que la palabra siciliana “maccaruni” que se traduce como “hecho una pasta a base de fuerza” es el origen de la palabra macarrones. En los métodos antiguos para hacer pasta, la fuerza que se aplicaba era amasar con los pies la masa, proceso que normalmente llevaba todo el día. Los platos de lasaña de la Sicilia antigua, de los que alguno se siguen comiendo hoy en día, incluían pasas y especias traídas por los invasores árabes, lo que es otra indicación de que los árabes introdujeron las pasta (de vuelta) en lo que es Italia hoy en día.

Italia medieval
Alrededor del año 1000, se tiene la primera receta documentada de pasta en el libro “De arte Coquinaria per vermicelli e macaroni siciliani”, (El arte culinario de vermicellis y macarrones sicilianos) escrito por Martino Corno, chef de la poderosa patria de Aquileia.
La primera fuente histórica que se refiere a la producción de pasta seca en lo que parece ser pequeña escala industrial, en una empresa, data del 1150 cuando el geógrafo árabe Al-Idrisi informa de que en Trabia, a unos 30 Km . de Palermo, “se produce en abundancia pasta con forma de tiras” (“tria” en árabe) que se exportan a todas partes, a Calabria y a muchos países tanto musulmanes como cristianos, incluso mediante barcos.
EN 1279 un soldado genovés apuntó en el inventario de su patrimonio una cesta de pasta seca (‘una bariscella plena de macaronis’). Un documento de 1244 y otro de 1316 testifican la producción de pasta seca en la Liguria, lo que indica que para entonces la pasta era ya común por toda la península itálica.
Entre el 1400 y el 1500, la producción hecha por artesanos de “fidei” (pasta en el dialecto local) se extendió ampliamente por la Liguria, según lo que demuestra la fundación de la Corporación de fabricantes de pasta en 1546 (el documento más antiguo que queda de este gremio data del 1571) en Napoles. En 1574 una cofradía similar se fundó en Genova, tres años después, la “Regolazione dell’Arte dei Maestri Fidelari” (Reglas del arte y de los maestros de la pasta) se redactó en Savona.
En 1584, al autor Giordano Bruno cita a un napolitano diciendo “è cascato il maccarone dentro il formaggio” (los macarrones han caído dentro del queso)
En los documentos del siglo XV de monasterios italianos dominicanos, se mencionan varios tipos de pasta, incluyendo tubos huecos largos. En el siglo XVII, la pasta ya se había convertido en dieta diaria por toda Italia por que era económico, estaba fácilmente disponible y era versátil.
Siglos XVII y XVIII

En el siglo XVII, especialmente en Nápoles, la población creció agravando los problemas de accesibilidad a alimentos, hasta que una pequeña revolución tecnológica hizo posible que se produjera pasta a un precio mucho más bajo. La pasta se convirtió entonces en el alimento del pueblo. La proximidad de Nápoles al mas (como era también el caso de Liguria y Sicilia) facilitaba el proceso de secado, lo que permitía a la pasta ser conservada durante un periodo de tiempo mayor. Las instalaciones portuarias también hicieron posible que se exportara la nueva pasta seca por toda Italia.
Anteriormente, la pasta se hacía amasando la masa de semolina con los pies. El fabricante de pasta se sentada en un banco alargado y utilizaba sus pies para mezclar y amasar la masa. El rey de Nápoles, Ferdinando II, contrató a un famoso ingeniero (Cesare Spadaccini) para mejorar este procedimiento. El nuevo sistema consistía en añadir agua hirviendo a harina recién molida, y el amasado con los pies fue sustituido por una máquina de bronce que imitaba perfectamente el trabajo realizado por el hombre.
En 1740, la ciudad de Venecia, le encargó a Paolo Adami la licencia para abrir la primera factoría de pasta. La maquinaria era bastante simple. Consistía en una prensa de hierro, accionada por varios chicos jóvenes. En 1763, el Duque de Parma, Don Ferdinando de Bourbon, le otorgó a Stefano Lucciardi de Sarzana el derecho de tener un monopolio de 10 años de la producción de pasta seca – al estilo genovés – en la ciudad de Parma.
En 1766 el cuerpo de San Esteban se encuentra en un abrevadero para el amasado, donde había sido enterrado. Por esta razón se convierte en el santo protector de los fabricantes de pasta.
También se describen deliciosos episodios de la vida napolitana, dando detalles sobre el trabajo de los maccheronari , quienes, prácticamente en cada esquina de cada calle, “hacían maccheroni atareadamente, especialmente en los días en los que se debe renunciar a comer carne, utilizando sus cazuelas rellenas de aceite hirviendo. Su producto se vendía tan increíblemente bien que cientos de personas se lo llevan en trozos de papel”.


 Tomates
Hasta finales del siglo XVIII la pasta se comió sin ningún aliño y sin queso. La primera mención del uso de tomate data del siglo XVII. Se importaba en España del Nuevo Mundo, y después se repartía por Europa, donde encontró un clima ideal para su cultivo en los países mediterráneos. Pero el tomate no se convirtió en un ingrediente común en la cocina italiana hasta finales del siglo XVIII. Al principio, el tomate se consideraba una planta ornamental, y se creía que era venenoso (la planta lo es, la fruta, el tomate, no).
En 1778 Vincenzo Corrado mencionó en su libro de cocina “Cuoco galante” (El cocinero elegante) una salsa de tomate, pero no para acompañar pasta. La salsa de tomate, hervida en una olla con una pizca de sal y unas cuantas hojas de albahaca, se utilizaba a principios del 1800 por los vendedores callejeros en el sur de Italia para acompañar los macarrones. La pizza empezó a ser acompañada también con salsa de tomate y con mozzarella sólo a mitad del siglo XIX.
Industrialización

Varios fabricantes de pasta de la ciudad de Amalfi abrieron una industria de pasta verdadera en Torre Anunziata, en Nápoles a mitad el siglo XIX. Utilizaban molinos de agua y piedras para la molienda, y la semolina se separaba de la fibra utilizando tamices operados manualmente. Las máquinas les trajeron desarrollo mercantil, competición y exportación a través del océano, cuando muchos italianos se instalaron en América. En 1878, una máquina destinada a mejorar la semolina – y por lo tanto la pasta – fue introducida: la purificadora marsellesa, inventada en Marsella, Francia. El cuero perforado que se utilizaba en los tamices manuales ahora se aplicaba en agitadores mecánicos. La primera prensa hidráulica se fabricó en 1882 y el primer molino accionado con vapor se utilizó en 1884.
Nuevas técnicas hicieron posible hacer agujeros absolutamente perfectos en los discos de bronce que cerraban la prensa de pasta. Esto provocó que las nuevas industrias se dieran cuenta de que podían explotar el mercado (y mejorar la tasa de ventas) cambiando los tintes e inventando nuevas e imaginativas formas.
La industria de la pasta creció rápidamente a finales del siglo XIX y a principios del XX, realizando envíos de pasta por todo el mundo. El trigo más apreciado por los fabricantes de pasta era el de la variedad Taganrog, una harina de grado duro de alta calidad importada desde Rusia. El puerto de Taganrog, en Rusia, enviaba el trigo que los fabricantes de pasta de Liguria y Nápoles preferían. Un panfleto antiguo de una fábrica de pasta de la Liguria – en unos tiempos en los que la mitad de la producción se destinaba al estado de Nueva York solamente – habla sobre “la pasta de Taganrog”.
espaguetis-al-carrer
Spaghetti (Nápoles, Siglo XIX) (Fuente)
Siglo XX
El gran desarrollo de la pasta italiana en el cambio de siglo estuvo también ligado a la exportación, que en 1913 tocó techo con un record de 70,000 toneladas, la mayoría de las cuales se dirigieron a los Estados Unidos. Más tardes, los países importadores empezaron a producir por sí mismos, y la maquinaria para fabricar pasta construida en Italia pronto conquistó el mundo. En 1917, Fereol Sandragne patentó el mayor sistema continuo de producción de pasta. Mientras tanto, la Revolución Bolchevique había cortado las importaciones de trigo ruso. Los productores italianos de pasta primero se dirigieron al trigo francés u al americano, pero hoy en día la mayoría del trigo que se utiliza para la fabricación de pasta italiana se cultiva en Italia, con algunas importaciones de Australia.
En 1933 entra en acción la primera prensa realmente continua totalmente automatizada. Fue diseñada y construida por dos ingenieros de Parma, Mario y Giuseppe Braibanti.
Hoy en día la pasta se utiliza ampliamente en Europa, Australia y América tanto del Norte como del Sur. Los principales tipos son los simples macarrones y espaguetis, pero hay disponible una amplia variedad. La mayor variedad de formas de pasta, sin embargo, todavía se encuentra en Italia.
Fuente: FOOD INFO
 

Archivo historico BARILLA

Archivo historico BARILLA


barilla-2-150x110¿Quieres conocer los orígenes de la pasta italiana?
ARCHIVO HISTÓRICO BARILLA (PARMA, ITALIA) El “Proyecto Archivo Histórico” nació en 1987 por voluntad del presidente de Barilla con el objetivo de recuperar la memoria del pasado, conservar los materiales con los sistemas más adecuados y revalorizarlos con el fin de que vuelvan a formar parte de la cultura de la empresa y, más en general, de la sociedad.
La sede se estableció en Villa Magnani, una casa de estilo liberty que perteneció a una familia de comerciantes de queso cuyos terrenos lindaban con los de Riccardo Barilla, y hoy se encuentra en el área histórica de Viale Barilla en Parma.

El otrora rico archivo de la empresa se encontraba disperso y, en parte, había sido destruido en la década de los setenta. Por esa razón era necesario recoger material no solamente dentro sino también fuera de la empresa. Con el viejo archivo desapareció también el sistema de clasificación, que fue reemplazado por uno basado en los tipos de documento.
En los setenta, Barilla comenzó a absorber a otras empresas que hoy constituyen el Grupo. Cada una de ellas aportó, además de un paquete tecnológico y comercial, la riqueza cultural de su propia historia y de su tradición empresarial. Es por eso que hoy en el Archivo Histórico Barilla figuran colecciones tales como el Fondo de las marcas Braibanti (la fábrica de máquinas fundada en Parma por el ingeniero Ennio Braibanti en 1870), Molino Blanco (nacida en 1975), Pavesi (creada en la ciudad de Novara por Mario Pavesi en 1940), Tre Marie (un horno milanés de pastelería fundado en 1896) y Voiello (la fábrica de pasta fundada en Torre Anunziata por iniciativa de Teodoro Voiello en 1879). Cada uno de ellos está estructurado como el Archivo Barilla.
El 30 de noviembre de 1998 el Ministerio de Cultura, por intermedio de la Sobreintendencia de los Archivos de la Región Emilia-Romana, ha declarado que el Archivo Histórico Barilla es “de notable interés histórico como testimonio del desarrollo de la industria alimentaria y de la evolución de las costumbres de Italia”.
Entre otras recopilaciones, podemos encontrar:
· el libro copiador de Pietro Barilla, que nos ofrece un extraordinario panorama de la intensa actividad social, económica y cultural realizada por este gran industrial entre 1936 y 1993
· documentación histórica e iconográfica acerca de molinos, pan, panaderías, pasta, fábricas de pasta, autores de la publicidad Barilla®, licencias de edificación (que incluyen los proyectos originales de prestigiosos arquitectos para fábricas, oficinas y tiendas Barilla), marcas de fabricación, y diseños de productos y envases.
· La colección de textos especializados en el cultivo del trigo y los cereales en general, la molienda, los molinos, la fabricación de harinas, pan y galletas y la alimentación. Además, incluye un conjunto de libros de historia de las principales empresas italianas y todos los volúmenes en los que se cita a Barilla que se publicaron a partir de la segunda mitad del siglo XIX.
· La colección completa de los balances desde 1962, año en el que se constituye la sociedad anónima. Incluye también los de la empresa Grace, principal accionista durante el período 1970-1978.
· Desde el punto de vista cualitativo esta pequeña serie de calendarios promocionales publicados por Barilla desde los años diez hasta la segunda Guerra Mundial es muy significativa.
Numerosos ilustradores italianos de prestigio, como Erberto Carboni, Emma Bonazzi, Adolfo Busi, Raoul Allegri, y Luciano Bonacini, firman las coloridas imágenes de niños regordetes y alegres señoritas que con actitud familiar consumen o sirven humeantes platos de spaghetti.
· Reúne todo el material fotográfico relacionado con la empresa desde 1913. La sección “histórica” (1913-1945) se distingue por el cuidado que se ha dedicado a los originales, duplicándolos en distintos soportes. Con excepción de algunas colecciones especiales, todos los servicios fotográficos realizados después de la Segunda Guerra Mundial están ordenados cronológicamente. El Fondo Luigi Vaghi, que lleva el nombre de un importante fotógrafo que trabajó en Parma a principios de siglo, comprende unas mil imágenes tomadas en los años cincuenta y sesenta durante la construcción de las fábricas de Parma, Rubbiano y Pedrignano.
El Fondo Aldo Ballo recoge las fotos tomadas por este importante fotógrafo milanés para las campañas publicitarias de Barilla que Erberto Carboni ideó desde 1952 hasta 1960.
En el Fondo Piero Pascuttini hay diez servicios realizados en 1967 por este fotógrafo romano durante la filmación de los anuncios de Barilla para los “Carosello”. Están interpretados por Mina y dirigidos por Piero Gherardi.
El Fondo Vetrine recoge imágenes de los escaparates promocionales de Barilla desde los años treinta hasta los setenta y de los de Pavesi desde 1960. Proceden de distintas ciudades de Italia y han sido realizadas por diversos fotógrafos.
El Fondo Autogrill reúne la documentación sobre los proyectos, las instalaciones y la comunicación de Pavesi entre 1958 y 1993.
· Maquinaria recuperada y restaurada: un molino de piedra del siglo XIX, una fábrica de pasta de ciclo completo (amasadora de muela, trituradora-prensa vertical, prensa horizontal, cortapasta, troqueles y secadoras), una serie de herramientas utilizadas a lo largo del ciclo de producción del trigo (arado, siembra, trilla, cosecha) y una de instrumentos para hacer pan y pasta construidos en los siglos XIX y XX.
Dirección:
Archivo Histórico Barilla
Viale Barilla, 3
I – 43100 Parma
Tel.: +39 0521 262944
Fax: +39 0521 263053
Horario:
Viernes
Horario 9-17, sólo con cita previa.
 
guido-barillaGuido Barilla ,
Los Barilla, presentes en la vida comercial desde que abrieron una tienda de pan y pasta en 1877. Guido, el hermano mayor y presidente, y Luca y Paolo, los vicepresidentes, jóvenes y guapos, se mueven en helicóptero, pero siguen acudiendo sin guardaespaldas a los restaurantes de Parma y mantienen una imagen de riqueza moderna: la empresa proporciona a sus 7.000 trabajadores un alto nivel de prestaciones sociales. Paolo pilota estos días un camión en el París-Dakar y el 5 de diciembre, una fecha triunfal para la familia, inauguraron el Barilla Center, un centro comercial con hotel de cinco estrellas, cine, restaurantes y tiendas de lujo, que la ciudad recibió como un regalo.
El grupo Barilla es un buen ejemplo de la confrontación heredero-gerente: el director general es un norteamericano, Edwin Artzt, y desde hace pocas semanas, su brazo derecho es su compatriota Sharon Hintze. Pero Guido Barilla, 39 años, sigue como presidente y sus dos hermanos, Luca y Paolo, se muestran muy activos.
n’azienda nella storia: Barilla
barilla1Un’azienda nella storia: Barilla
In questa terra parmense che dei saperi gastronomici ha fatto la propria missione, nella seconda metà dell’Ottocento nasceva anche Barilla, un tempo piccolo pastificio locale, oggi uno degli ambasciatori della cucina italiana nel mondo.
La Barilla trae le sue origini dal Forno che Pietro Barilla senior (1845–1912), discendente da una famiglia di panettieri documentata a partire dal 1576, apriva a Parma in strada Vittorio Emanuele nel 1877. Una costante e progressiva crescita contraddistingue la sua storia. Nel 1910 sorge lo stabilimento di Barriera Vittorio Emanuele; a Pietro succedono i figli Gualtiero (1881-1919) e Riccardo (1880-1947). Morto prematuramente Gualtiero nel 1919, Riccardo regge le redini dell’Azienda fino al 1947 coadiuvato dalla moglie Virginia.
barilla3Dopo il secondo conflitto mondiale, con la gestione di Pietro (1913–1993) e Gianni (1917-2004), figli di Riccardo, vengono poste le basi per il forte sviluppo degli anni Cinquanta – con la costruzione del nuovo stabilimento di via Veneto nel 1957 e la sperimentazione delle linee continue di produzione – e degli anni Sessanta, che vedranno la costruzione degli stabilimenti di Rubbiano (1965) per grissini e fette biscottate e di Pedrignano (1969), tuttora il più grande impianto al mondo per la lavorazione delle paste alimentari.
Attraverso l’esperienza maturata durante il suo viaggio americano del 1951, Pietro Barilla, che lavorava nell’Azienda di famiglia già dal 1936, seppe intuire con anticipo le linee guida del suo lavoro: l’innovazione tecnologica, con la sperimentazione della produzione a ciclo continuo e il conseguente innalzamento qualitativo del prodotto e quantitativo della produzione; il confezionamento igienico e la distribuzione; il grosso investimento pubblicitario, che avrebbero consentito all’Azienda di passare nel breve volgere di un decennio dal livello regionale a quello nazionale.
Il felice sodalizio con diversi esponenti della cultura italiana contribuì non poco a delineare una immagine aziendale globale.
pastificiobarillaDopo aver completamente rinnovato e ampliato lo stabilimento di via Veneto (oggi viale Barilla) così da raggiungere una produzione di circa 6.000 quintali di pasta al giorno, l’Azienda, a causa della fortissima richiesta del mercato, abbandonerà l’idea di un successivo ampliamento nella stessa zona, giudicata insufficiente, e progetterà, a partire dagli anni Sessanta, il trasferimento nell’area di Pedrignano. E proprio nel 1960, anno culminante del “miracolo economico”, la Barilla si trasforma in Società per Azioni, concludendo, con questo atto, un decennio di importanti trasformazioni.
Nel 1970 Gianni e Pietro Barilla cedevano l’Azienda alla multinazionale americana Grace. Ma nel 1979 Pietro Barilla riuscirà, dopo diversi tentativi, a riacquistare il pacchetto di maggioranza della Società, che presiede, portandola a livelli di sviluppo e di notorietà insperati, fino al settembre 1993.
Sotto la sua guida riparte la trasformazione tecnologica, la costruzione di nuove linee di produzione e di nuovi stabilimenti e il varo di significative campagne di comunicazione.
Pietro, splendido mecenate, dona all’Università di Parma la sede didattica della Facoltà di Ingegneria (1987), raccoglie una notevole collezione d’arte che espone al pubblico, nel 1993, in occasione dell’80° compleanno; regala alla città la fontana scolpita da Pietro Cascella (1921–2008) per una piazza di Parma (1994).
Con la sua scomparsa nel 1993, i figli Guido, Luca e Paolo assumono la guida dell’Azienda di Famiglia, intraprendendo una profonda opera di riorganizzazione interna e di espansione sul mercato internazionale.
stabilimento-barilla-ames-iowaIn questa fase si collocano l’acquisizione di Misko, leader greco e Filiz, turco, nella pasta e la costruzione (1998-1999) del primo stabilimento per la produzione di pasta di un’Azienda italiana sul suolo americano, inaugurato ad Ames (IOWA) il 25 giugno 1999.
Alle soglie del nuovo millennio, Barilla è leader mondiale nel segmento pasta e prima in Europa per i prodotti da forno con i marchi Mulino Bianco (dal 1976) e Wasa (dal 1999). Al gruppo Barilla appartengono anche i marchi Voiello (dal 1975) nel settore pasta e Pavesi (dal 1992) nei prodotti da forno.
Nata da una bottega di pane e pasta oltre centoventi anni fa, la Barilla è oggi è il primo gruppo alimentare italiano: produce in 25 stabilimenti (20 in Italia e 5 all’estero) e gestisce direttamente 6 mulini che forniscono il 70% della materia prima occorrente.
Orientato da sempre alla soddisfazione del cliente e al rispetto per la salute e la natura, il marchio Barilla si è affermato nel mondo soprattutto grazie alla qualità dei suoi prodotti, frutto di alti investimenti in ricerca, innovazione e tecnología.

Pastes per a sopa La flor del dia ( pasta Saula) 1910

Pastes per a sopa  ( pasta Saula)


documentals_muts__flor_del_d_a
pastes per a sopa LA FLOR DEL DÍA
Any de producció: 1910
Producció: Fábrica de pastas para sopa Francisco Saula (Calella)
Versió: Versió muda amb intertítols en castellà
Durada: 21 min.

Sinopsi:
Documental que explica amb detall la fabricació de les pastes Saula. Imatges de la fàbrica de Calella i la seva activitat, així com de les diverses seccions, la maquinària i les tasques relacionades amb el procés de fabricació, l’embalatge, el transport i l’exportació a l’estranger, concretament a la República de Cuba.
Federació Catalana de cineclups
 


 

 

 

 

Pasta Gallo inaugura nueva fábrica-2004

Gallo inaugura nueva fábrica-2004


Sábado, 14 de Febrero de 2004EL GRUPO GALLO INAUGURA EN CATALUÑA LA FABRICA DE PASTA MAS MODERNA DEL MUNDO
jose-maria-espona-banaresTras 40 años liderando el mercado español del consumo de pasta alimenticia, el grupo Gallo ha inaugurado en Granollers, Barcelona, una nueva fábrica destinada a los productos frescos y platos preparados a base de pasta, convirtiéndose de esta manera en la primera empresa en España en introducirse en este sector. La compañía, – que posee en estos momentos cinco líneas de producción ubicadas en Granollers y Esparraguera (Barcelona), El Carpio(Córdoba) y Puebla de la calzada (Badajoz), ha destinado 10.324 m2 y una inversión de 24,5M€ en esta nueva línea de negocio, que creará 170 puestos de trabajo cuando se encuentre a pleno de rendimiento y obtendrá una producción de 3.250 kg a la hora.
La fabrica, considerada en estos momentos como la mas moderna del mundo, ha tenido que aplicar, – según su director industrial, Fernando Espona -, soluciones ingeniosas y suculentas inversiones en tecnología punta para alcanzar la excelencia. Con el fin de implementar la seguridad alimentaria el 80% del mantenimiento se realiza fuera del recinto y las normas medioambientales se han cuidado al máximo con la construcción de una planta depuradora cuyo coste ha ascendido a 1M€. Detalles como la utilización de rayos x utilizados para la detección de partículas extrañas en los alimentos o la robótica del mas alto nivel, ponen en evidencia el grado de sofisticación de una empresa de carácter familiar y capital español 100%, que ya consiguió en el pasado ejercicio una cuota de mercado del 30,8% en producto refrigerado durante su primer año de lanzamiento con una cifra de 1.000.000 de kg vendidos.

pedro-antonio-esponaPese a que el mercado de la pasta en España todavía está lejos de alcanzar los consumos medios europeos, no se puede negar que ha experimentado un crecimiento constante en los últimos años. El consumo medio por habitante y año está en 4,8 kg, frente a los 7,5 kg de Francia o los 28 kg que consumen los italianos. Aún así, el Grupo Gallo alcanzó un volumen de negocio de 205.786€ en 2002 cerrando 2003 con un aumento del 9% sobre el ejercicio anterior; y las previsiones a cuatro o cinco años son las de doblar la producción con el producto preparado. En lo que respecta a la creación de empleo, el grupo prevé ampliar su plantilla compuesta en la actualidad por 420 trabajadores hasta los 600. Mientras empresas extranjeras como Philips y Samsung anuncian su retirada de Cataluña, lo que demuestra la deslocalización y falta de fidelidad de las multinacionales en pro de mayores ventajas económicas, otras,- las locales-, están consiguiendo la excelencia llevando a cabo sus planes de negocio a base de modernización y reinversión.
jose-maria-esponaCataluña, con una clara tradición de empresa familiar, deberá replantearse la estructura de supervivencia de su potencial empresarial ofreciendo ventajas a estos grupos autóctonos de modus operandi trasnacional pero filosofía familiar, verdaderos generadores de riqueza. La promoción de los clusters y la exigencia de compromisos a las multinacionales que pretendan instalarse en el territorio, contribuirían, sin duda, a comenzar a paliar un problema que comienza a ser mas que preocupante, la creación de empleo.
fernando-esponaDe momento, la inauguración de esta nueva fábrica del grupo Gallo ha supuesto un soplo de aire fresco en el caldeado ambiente económico-empresarial catalán, y tanto autoridades como personalidades y empresarios se han afanado en apoyar esta iniciativa con su presencia. El President de la Generalitat, Pasqual Maragall; los Duques de Palma, la Infanta Doña Cristina y su esposo Don Iñaki Urdangarín; la delegada del gobierno en Cataluña, Susana Boui y el Conseller de Trabajo e Industria, Josep María Rañé, han recorrido la nueva planta en compañía de los hermanos Fernando, José María y Pedro Antonio Espona, – Director Industrial, Consejero delegado y Director Comercial respectivamente del grupo Gallo-.
pilar-massanaDoña Pilar Massana de Espona, Presidenta de la compañía y viuda del fundador, ha representado a la perfección y con toda humildad su papel de emprendedora orgullosa de un trabajo de décadas y triunfadora; destacando que la filosofía de su empresa no ha cambiado desde hace 40 años y remarcando el carácter familiar de la compañía que ahora es regentada por sus tres hijos.
Gallo al minuto, la primera guarnición al instante a base de pasta cocida.
Pastas Gallo presenta en esta nueva edición de Alimentaria algunos de sus últimos productos
Grupo Gallo está presente una vez más en una nueva edición de Alimentaria, una de las ferias de referencia en el sector de la alimentación, tanto a nivel nacional como internacional.
Uno de los productos más innovadores que se presentan en esta feria es Gallo al minuto, una nueva guarnición a base de pasta ya cocina para aquellos que quieren completar sus platos con cuatro tipos de variedades diferentes. De esta forma, la pasta como acompañamiento podrá ser una solución para aquellos que les gusta comer bien sin necesidad de ocupar demasiado tiempo para cocinar. Entre las distintas variedades se encuentran las Cintas Rizadas con Aceite de Oliva, las Cintas Rizadas con tomates, las Cintas Rizadas al Pesto y las Cintas Rizadas con Espárragos.
A la falta de tiempo actual se une un bajo consumo de fibra en nuestros platos, por lo que se requiere cada vez más la necesidad de aumentar su presencia en la alimentación diaria. Por ello Pastas Gallo también ha creado la nueva pasta Gallo Fibra Blanca, la pasta con más cantidad de fibra del mercado, ideal para el consumo de toda la familia. Una de las características principales es que la mayor cantidad de fibra en el producto no cambia ni el sabor ni su color de siempre.
Otro de los productos que se presentan en esta edición son las Ensaladas Frescas de Pasta, una nueva solución para el menú diario de aquellos que buscan una alimentación sana y equilibrada. Estas ensaladas contienen los ingredientes más frescos y naturales de la mano del Grupo Gallo, líder en platos preparados frescos de pasta. Las variedades de estas Ensaladas Frescas son la de Atún con Salsa Vinagreta (tomates cherry, olivas negras, maíz, etc.) y la de Salmón con Salsa Rosa (tomates cherry, surimi, maíz, etc.)
Además de presentar estos lanzamientos, Pastas Gallo quiere celebrar en el marco de Alimentaria que uno de los productos más innovadores de la marca cumple su primer año con gran éxito: Pasta con Verduras GALLO V. Este producto, que contiene 40 gr. de verdura por cada 100 gr. de pasta, combina el sabor de la pasta tradicional con tres tipos de verduras: espinacas, zanahorias y judías verdes, resultando ideal para toda la familia por su aporte nutricional, especialmente para los más pequeños.
Pastas Gallo en el sector de la pasta fresca
Pastas Gallo ha renovado y ampliado también su gama de Platos Preparados con nuevas recetas. A la línea de Platos Preparados refrigerados Pastas Gallo añade ahora las variedades de Lasaña de Espinacas, Lasaña de Jamón y Queso y Tallarines 4 Quesos, 3 nuevas referencias que completan esta gama, para ofrecer un total de ocho especialidades que se adaptan a todos los gustos. En el sector de los productos frescos, además de los platos preparados, Pastas Gallo cuenta con una de las variedades más completas de pasta fresca rellena. La marca innovó recientemente en este mercado lanzando un nuevo formato de 400 gr. especialmente pensado para el consumo familiar. Igualmente, la compañía cuenta con una amplia gama de salsas frescas para condimentar todo tipo de pasta.
El especialista en Pasta
El Grupo Gallo, líder en fabricación y comercialización de pasta alimenticia en España, se consolida como líder en el mercado español, con una cuota próxima al 40% en pasta seca, 13% en pasta fresca rellena y por encima del 30% en platos frescos preparados. Como motor del sector, Gallo sigue apostando por la innovación y prevé destinar 10 millones de euros en ampliación de capacidad de producción de las nuevas líneas así como en I+D.
La constante preocupación de la compañía por la calidad de sus productos, el dinamismo y la innovación, la han consolidado como la empresa referente del mercado de pastas alimenticias en nuestro país.
Pastas Gallo fue pionera en España en la producción de sémola de trigo duro como materia prima para la elaboración de la pasta. Más de 50 años después de su fundación, el grupo Gallo sigue al frente del sector innovando en producción y variedad y dinamizando el consumo de pasta en nuestro país.
Nota de Prensa enviada por:
– Empresa: Tinkle Madrid – www.tinkle.es
– Persona de Contacto: Eva Anaya / Mª José Viñas
– Forma de Contacto: eanaya@tinkle.es / mvinas@tinkle.es / Tel. 93 238 57 00
Fuente: infocomercial

Pasta Romero de Daroca segundo en pastas alimenticias

Pasta Romero de Daroca segundo en pastas alimenticias                               


9anagrama-romeroRomero se convierte en el segundo fabricante de pastas alimenticias. La empresa aragonesa, Pastas Alimenticias Romero, S.A., ha pasado a ser el segundo fabricante de pasta de España en volumen, con casi 40.000 t producidas en el pasado ejercicio.
De este modo, se constata la apuesta estratégica realizada por la compañía y respaldada por una importante política de inversiones desde el año 2000, de aproximadamente 11,5 M. de euros.
Romero incrementó el pasado ejercicio las ventas de sus marcas estrella, Romero y En Forma, y está consolidando su posición en el canal horeca.
Según su Director General, Francisco J. Romero, entre los objetivos de la compañía está consolidar la nueva posición lograda, abrir nuevos mercados de exportación y seguir potenciando las marcas propias y las especialidades, sin perder la vocación de calidad que viene desarrollando la compañía desde 1.926.
Nota de Prensa enviada por:
– Empresa: C.A. GRUPO DE COMUNICACIÓN – (Pastas A. Romero, S.A.)
– Persona de Contacto: Natalia Payás
– Forma de Contacto: Tel.: 902 168 861 – (Contacto: Dpto. Prensa)
romero-paquetes-2Romero en Carrefour.
La compañía aragonesa Pastas Alimenticias Romero, S.A., ha llegado a un acuerdo con Carrefour para comercializar hasta dieciséis variedades de su amplia gama de productos de la marca Romero.
El acuerdo viene a potenciar el crecimiento de esta compañía, que el pasado año ocupó el segundo puesto por volumen de fabricación del país. Y de este modo, Romero, compañía fundada en 1926, también consigue por primera vez estar presente en los 240 puntos de ventas que Carrefour posee por todo el país, modificando así su estrategia única de fabricación, mantenida durante tres generaciones. Según su Director General, Francisco J. Romero, “este cambio de planteamiento no variará nuestra condición de fabricantes centrados en la calidad, o que vayamos a restar atención a canales donde ya somos fuertes como el de la hostelería, sino que viene a ampliar nuestra hasta ahora tímida distribución, ya que entendemos que estamos preparados para aspirar con garantías a una posición privilegiada en el mercado de gran consumo”.
En una primera fase, en los lineales de los centros Carrefour, el consumidor dispone desde finales de agosto diferentes variedades de pasta simple (spaghetti, tallarín, macarrón, fideo cabello, espirales, etc.) pasta tres sabores (farfalle, espirales, tiburón, macarrón, etc.) y cintas en nido al huevo y a la espinaca, existiendo la posibilidad de que se amplíe el acuerdo en una segunda fase a otros productos. Prácticamente toda esta oferta se presenta en formato de 500 g y con un fuerte plan de promociones para fomentar su prueba durante los primeros meses de su implantación.
Pastas Romero posee otras tres marcas (Da Rocca, Mi Pasta y En Forma), las cuales complementan la gama de este fabricante. Por lo que se refiere a la exportación, la política de expansión de Romero no se verá modificada.
Nota de Prensa enviada por:
– Empresa: Pastas Alimenticias Romero, S.A.
– Persona de Contacto: Dpto. Prensa
– Forma de Contacto: Tel. 93 487 58 87 / mxanco@cacomunicacion.com
Fuente: infoaliment
paquetes-romero Propietario:Familia Romero
Director:Francisco Javier Romero Íñigo
Dirección:Avda. Madrid 43
Cd: 50360
Ciudad:DAROCA
Teléfono:976 800 105
Fax:976 800 987
Email:romero@pastasromero.com
Web:www.pastasromero.com
Fundación:1926
Director Comercial:Francisco Javier Romero Íñigo
Director Exportación:Ignacio Santisteve
Países:Europa, Norte de África y Centroamérica.
Facturación:20.000.000€
Empleados:79
Descripción:
Fabricación de pastas alimenticias (Macarrones, fideos, spaghetti…).
Marcas:
Romero, Mi Pasta, Da’Rocca, En Forma.
Denominación de Origen:
Productos ecológicos
Puedes visitarnos
La fábrica se puede visitar los miércoles o jueves, en horario de 11 a 13 horas. La visita tiene una hora de duración, y se puede realizar por grupos máximos de 50 personas, con una edad mínima de 10 años. Para concretar una visita, preguntar por Lucía Nogueras.

PASTA. Los nuevos lanzamientos reactivan la categoría de pasta seca.2008

PASTAS. Los nuevos lanzamientos reactivan la categoría de pasta seca.


En un mercado tan maduro como el de la pasta, sólo la innovación puede abrir nuevas expectativas a las marcas, sobre todo teniendo en cuenta la importancia de la marca blanca, que año tras año consigue arañar cuota de mercado. En los últimos años, el lanzamiento de nuevos productos se ha centrado básicamente en la categoría más dinámica de mercado, la de la pasta fresca, cuyos crecimientos sorprendían año tras año, si bien, la pasta seca parece haber recuperado el brío perdido, gracias al lanzamiento de productos con un alto valor añadido, como las pastas sin gluten, con fibra, para el público infantil, pastas de arroz, etc…
 estadisticas-pasta-gondola

Según los datos de la consultora Iri España para el TAM Enero de 2008, el canal de distribución organizada comercializó un total de 157.982 toneladas de pasta seca, con un valor de mercado de 208,28 millones de euros, lo que supone unos incrementos del 3,3% y 11,9% respectivamente frente al año anterior.
 estadisticas-2-pasta-gondola
Por tipos, la pasta seca simple supuso el 75,7% de las ventas en volumen y el 59,9% del valor, seguida de la pasta compuesta con un 20,7% y 29,3% respectivamente. Por detrás se situaron la pasta laminada (1,3% y 6,4%) y la rellena (1,6% y 3,5%). De todas ellas, la que mayores crecimientos presentó fue la laminada, cuyas ventas aumentaron un 11,9% en volumen y un 17,5% en valor, alcanzando los 13,32 millones de euros. Por su parte, la pasta simple se anotó un incremento del 2,6% en volumen y del 14% en valor, hasta los 124,66 millones de euros, mientras que la compuesta registró unos crecimientos del 4,4% y 7% respectivamente, situándose en 60,94 millones de euros. .Por el contrario, el único descenso correspondió a la pasta simple rellena, cuyas ventas retrocedieron un 2,5% en volumen y un 3% en valor, situándose en 7,28 millones de euros. Hay que destacar también el notable incremento registrado por los “lotes”, que rondan el 100%, pese a que su participación en el conjunto del mercado de pasta seca es tan solo del 0,7% en volumen y del 1% en valor.
 estadisticas-pasta-gondola3
Por lo que respecta al ranking de fabricantes de pasta seca, hay que destacar la importante presencia de la marca de distribuidor que se posiciona como líder en ventas en el canal de distribución organizada con un  57,8% del volumen total, si bien en valor ocupa la segunda plaza con un 40,4% de mercado, no experimentando variaciones significativas respecto al año anterior. La primera plaza del ranking en valor es para el Grupo Gallo, con una cuota del 43,4% (33,3% en volumen), seguida a gran distancia por Flo con el 6,1% (1,7% en volumen), Barilla con un 3,5% (2,5% en volumen) y Grupo Siro con un 3,3% (2,8% en volumen).
 estadisticas-pasta-gondola-4
En cuanto al mercado de pasta fresca, los datos de Iri España para el TAM febrero de 2008 reflejan unas ventas de 9.129 toneladas, un 3,7% más que el año anterior, con un valor de mercado de 62,72 millones de euros (+4,5%). La  pasta fresca rellena sigue copando gran parte del mercado con un 64,6% del volumen total de ventas en la distribución organizada, siendo además la variedad que mayor incremento ha registrado en dicho periodo (+6,9%). La pasta fresca lisa continúa en segundo lugar pese a haber sufrido un descenso del 4,5%, pasando a representar el 23,4% del mercado, y el gnocchi prácticamente se mantiene con una cuota del 11,4%.
 estadisticas-pasta-gondola-5
Al igual que ocurre en el mercado de pasta seca, la presencia de la marca de distribuidor en el de pasta fresca es también muy notable, llegando a acaparar el 41,1% de las ventas en volumen y el 30,2% del valor. Por marcas, “Rana” aparece como líder con una cuota del 21,5% en volumen y del 28,9% en valor, seguida muy de cerca por “Buitoni” con un 20,8% en volumen y un 27,9% en valor, y ya a mayor distancia por “Gallo” con un 13,8% y 11,4% respectivamente.
 estadisticas-pasta-gondola-6
Fuente: Gondola 19 /03/ 2008

En diciembre del 2008 los hogares consumieron mas pasta que el año anterior


Los hogares españoles consumieron un 3,5% más en diciembre de 2008 respecto a diciembre del año anterior
Según se desprende de los últimos datos disponibles del Panel de Consumo del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, el consumo alimentario en los hogares españoles creció en diciembre 2008 un 3.5%, en volumen respecto a diciembre 2007, cerrándose el año con un crecimiento de 0,5% en volumen, respecto al año 2007. Por otro lado, los productos que más se han consumido han sido las pastas alimenticias, el aceite de oliva, el agua mineral y los platos preparados.
Este incremento anual es similar al de los años 2006 (+0.4%) y 2005 (+0.9%) e inferior al del 2007 (+2.6%). Sin embargo, en el mes de diciembre de 2008 se ha registrado el mayor crecimiento respecto a los meses de diciembre de años anteriores, aunque ha descendido el consumo de los productos típicamente navideños.
Asimismo, en ese mes se ha producido un cambio en la tendencia negativa de consumo observada en los tres últimos meses, acompañado de un descenso de los precios del -1,2% también comparado con los de diciembre de 2007.
En cuanto al gasto alimentario de los hogares españoles durante el año 2008 ha ascendido a 66.189 millones de euros, lo que representa un 5% más que el del año 2007. El gasto per cápita de cada español en alimentación en el hogar durante 2008 ha sido de 1.472 euros, un 4,3% más que en 2007.
Fuente :Gondola digital

Falleció Federico Riera Marsa 27/11/2008

Falleció Federico Riera Marsa 27/11/2008


Ha fallecido en Barcelona a los 91años de edad Federico Riera Marsá, fundador y presidente de la empresa de alimentación Riera-Marsá, presidente de honor de la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB) y de la Asociación Española de Fabricantes y Distribuidores (AECOC).
Federico Riera Marsá, fundador y presidente de la empresa de alimentación Riera-Marsá, ha fallecido hoy a los 91 años en Barcelona, según ha informado la Asociación Española de Fabricantes y Distribuidores (AECOC), de la que era presidente de honor.


Industrias Riera-Marsá, creada en los años 40, fue una de las primeras industrias españolas del sector de la alimentación.
Con una dilatada trayectoria en la industria alimentaria, Federico Riera Marsá fue también fundador y presidente de Nabisco, y en 1977 el primer presidente de la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB).
Presidente del Banco de Alimentos
Riera Marsá fue además el presidente del Banco de Alimentos, una organización destinada a facilitar la recogida de productos alimenticios y su distribución gratuita entre las personas necesitadas, y por su dedicación a esta causa le fue reconocida la Medalla de Oro de la Federación Española de Bancos de Alimentos.
Desde AECOC, una asociación empresarial que reúne a más de 24.500 empresas, se ha señalado que Federico Riera Marsá fue el gran impulsor de la colaboración entre fabricantes y distribuidores y artífice del despegue y desarrollo de esta entidad, de la que fue presidente entre 1984 y 1996.
Entre los premios y galardones que recibió el fallecido, destacan también la Gran Cruz de la Orden del Mérito Civil que recibió en 1997 del Ministerio de Asuntos Exteriores

Canelones El Pavo, Historia de la pasta 3

Canelones El Pavo, Historia de la pasta 3


Ramón Flo Valls, fundó en 1898 la empresa de Pastas Alimenticias Ramón Fló, en un pequeño obrador de la calle Borrell al lado del Mercado de San Antonio de Barcelona, donde comenzó a fabricar de forma artesanal pastas de alta calidad.
Su pequeña fábrica destacaría por ser pionera en la elaboración de múltiples tipos de pastas. En el año 1911 desarrolló un sistema propio para elaborar pasta de canelones, y se convirtió en el primer fabricante de este producto en nuestro país. Esta iniciativa industrial permitió la popularización en la cocina doméstica de un plato que hasta entonces sólo era propio de la alta restauración. Desde entonces, y de la mano de El Pavo, los canelones han pasado a formar parte principal de la gastronomía tradicional de nuestro país. La marca El Pavo, que amparaba originalmente a los canelones, quedó legalmente registrada el 19 de Enero de 1914.
A mediados de los años 40 le suceden sus hijos Antonio y Ramón, que debido al crecimiento del negocio familiar construyen una fábrica muy cerca del antiguo obrador de pastas en la calle Calabria. En esta nueva planta industrial se aumenta y moderniza la producción, manteniendo, como irrenunciable, la máxima calidad de sus productos.
A finales de los años 60, la empresa se constituye en Sociedad Anónima, con nuevos accionistas. Durante estos años de renovación se estructura un nuevo equipo de profesionales, en el que se incorporan los nietos del fundador, y la factoría se traslada al Polígono Industrial Can Jardí, en la localidad barcelonesa de Rubí.

El Pavo ha sido pionero en España en la fabricación de productos como:
Placas de canelón (1911).
Especialidades de pasta al huevo (1975).
Pasta laminada precocida (1988).
Es sabido que en cataluña se celebra el dia 26 de diciembre como una segunda navidad, uno de los platos mas tradicionales son los canelones. Buscando y rebuscando nuevas formas de prepararlos, tope con este texto que me pareció sumamente interesante, y he querido compartirlo con el grupo. Al ser extenso lo dividó en diferentes entregas. Toda la información proviene de un pequeño libro (más bien folleto extenso), editado por la vanguardia y el Pavo, en el año 1994, cuyo titulo es 100 recetas de canelones. La historia de los canelones esta escrita por Néstor Luján.
Pequeña historia de los canelones.
Las primeras pastas orientales
Desde que la pasta se extendió por Europa Occidental, siempre sostuvieron los más rigurosos autores que los macarrones y demás pastas habían nacido en Sicilia hacia el siglo III y que se aprendió a secar la pasta en Gragnano, en las proximidades de Nápoles. Pero todas estas ideas adquiridas se conculcaron a raíz de la publicación de la Storia di Maccheroni, de Alberto Cosiglio (Roma, 1959), dado que este autor, napolitano por más señas, estableció unas nuevas precisiones. Según él, la pasta procedía de China: parece ser que a principios de la era cristiana ya se habla de la pasta en algún libro de cocina china. En el primer milenio ya se conocía la pasta en Persia. Adelanta Cosiglio que las suntuosas cocinas persas pasaron a los árabes y que con los árabes, a través de Sicilia, entraron en el Occidente cristiano. En el Palermo árabe de Ibn Gubair se encuentran los dos documentos italianos más antiguos sobre los macarrones. Así pues, hemos de aceptar que si los napolitanos dicen que no fueron ellos los inventores de la pasta como la conocemos hoy en día, realmente no lo fueron. Su honradez científica está por encima del honor nacional.
Los árabes y la pasta en Europa
A través de estas noticias de Alberto Cosiglio se desvanece, así mismo, otro origen mítico de la pasta de otros escritores, singularmente norteamericanos, que afirmaban que la pasta la había traído a Italia el viajero veneciano Marco Polo. Esta es una idea un tanto grotesca, por cuanto no existe ningún texto en que pueda sustentarse esa afirmación que en modo alguno puede sostenerse seriamente. Una cosa es que Marco Polo probara en China e incluso en Sumatra – si es que estuvo en esa isla – la pasta china en forma de fideos finos, y otra variedad parecida a la lasagna, y otra muy distinta es que lo difundiera en Italia. Y existe una razón categoría: IL Milione, o sea, el libro donde narra sus viajes, lo dictó Polo a Rusticuelo de Pisa en 12 y existe un acta curialesca del notario Ugolino Scarta, fichada en 1279, diecinueve años antes de que Marco Polo dictara su libro, en la que consta que entre otros bienes legados a los herederos del soldado o capitán Poncio Bastone figura “un barrilillo de macarrones”. Por lo tanto, los macarrones y otras pastas ya eran más que conocidos en la época en que el audaz viajero veneciano recorría las remotas tierras de Oriente.
Como es natural, cuando hablamos de las pastas alimenticias, hablamos de un estilo de cocina importante, de una gastronomía que ha llegado a recetarios y ha sobrepasado fronteras. Es decir, las pastas chinas, persas, árabes, italianas y españolas, tienen su origen en China siglos antes de Jesucristo y sus historia llega hasta nuestros días de manera coherente y estudiada. No obstante, ello no quiere decir que no existieran preparaciones con harina en otras culturas y gastronomías. Por ejemplo, la tumba con relieves de Cervetieri en Italia, da testimonio de que los etruscos hacían algo parecido a la pasta: la decoración en estuco de la cámara sepulcral muestra una mesa en la cual se trabajaba un producto, la pasta, el rodillo y hasta una pequeña rueda dentada. Pero ello no pasa de ser una hipótesis, porque lo cierto es que en ninguno de los restos romanos posteriores, ni siquiera en Pompeya, se observa el menor testimonio sobre la presencia de la pasta en la cocina de los romanos.
La pasta en España
Nos encontramos ante un pequeño problema histórico, que es el origen de las pastas en la cocina. Parece evidente que si los árabes las trajeron a Sicilia, igualmente las debieron traer a España, y que el origen arábigo, por lo menos el español, no puede discutirse. Así pues, las pastas se conocen en España y en Italia simultáneamente a través de los árabes, ya que no existe rastro alguno de ellas antes de la dominación musulmana.
Es España, la más antigua es la aletría, que según el Diccionario de La Real Academia Española, es un “murcianismo que significa fideo”. La aletría aparece bien pronto en la literatura gastronómica catalana. El libre de Sent Soví que según parece data de principios del siglo XV, incluye dos platos de aletría que escribe “alatria”, uno explicando la manera de cocerla y otro de carne con “alatria”.
Según el comentarista de este texto, Rudolf Greeve, la palabra “alatria” procede del hispanoárabe atriya, que ya aparece en el manuscrito culinario hispanoárabe del siglo XIII que tradujo Ambrosio Huici en 1965. El caso es que anteriormente al siglo XIII, en las obras de Arnau de Vilanova, aparece también la palabra alatria con significado de algo semejante a los actuales fideos.
El fideo Mozárabe
En cuanto a la voz fideo o fideos, aparece en un documento catalán de 1429: “dues liures de fideos”. Según Joan Corominas, en su edición del Diccionario Etimológico de la Lengua Castellana, los romanos mozárabes usaban la palabra fideo que procedía del verbo “fidear”, que quiere decir crecer, sobrepasar un molde, y que todavía se conserva hoy en la lengua de los judíos sefarditas españoles. Así, se ha de suponer que la alatria primitiva recibió el nombre de fideo por su cualidad de aumentar el tamaño en la cocción.
Los dos nombres debieron coexistir durante un tiempo tanto en catalán como en castellano levantino y luego el de fideos adquirió mayor boga. Buena prueba de ello es que se referían a la alatria Arnau de Vilanova, Ramón LLull y el libro de sent soví en el siglo XIV, y que ya a finales del siglo Xv el maestro Robert de Nola hable de fideos larga y detenidamente. No obstante, como muy bien señala el Diccionario de La Real Academia Española, la palabra aletría ha permanecido en el reino de Murcia. El libro de Carmina Useros, editado en 11, Mil recetas de la cocina de Albacete y provincia da diferentes recetas de la aletría. Unos fideos conocidos con el nombre de aletría se guisan con magras de cerdo. La aletría, sobre todo en la provincia de Albacete y en la región de Almansa, es todavía algo vivo y buena muestra de ello es la célebre copla que recoge Juan García Abellán en su libro Murcia entre bocado y trago (Murcia, 1965).
Aletría con ajos
Y arroz con coles
¡vaya unos guisaditos
que hace Dolores!
Lo que es indudable es que, tanto la palabra fideo que procede del mozárabe, como alatria o aletría que deriva del árabe, demuestran bien a las claras su origen arábigo andaluz. Evidentemente, de los dos vocablos, el que ha gozado de mejor suerte es la palabra fideo que aparece impresa por primera vez en el Liber Elegantiarum, de Joan Esteve, con dedicatoria de 1472 e impreso en 1489, ya que se trata de un diccionario de frases y modernismos catalanes. En Italia esta palabra aparece por primera vez en un documento genovés de 1599, y en castellano en la traducción del libro de Robert de Nola, fechado en 1525.
Añado que la palabra macarrón sí que procede indiscutiblemente del italiano, de forma dialectal maccarone, que aparece en italiano por vez primera en el Corbaccio, de Giovanni Boccaccio, y en catalán en la traducción contemporánea de este mismo libro, que el profesor Martín de Riquer tiene por anterior a 13: Les sopes lombardas, les maccherons e les buyols ab mel. En castellano el macarrón no aparece hasta 1517 en las comedias romanas de Torres Navarro. Pero siempre se tuvo por italiano. Así se decía en el siglo XVIII:
“Con la italiana nación
arriesgado lo confieso
que se la han de armar con queso
es viendo que es macarrón.”
En cuanto al tallarín o tallarines, ya que la palabra se usa habitualmente en plural, que yo sepa, aparece por primera vez en la novel picaresca Guzmán de Alfarache, de Mateo Alemán (1599), donde se dice:” y unas tajarinas, que es un manjar de masa cortada y cocida en grasa de ave con queso y pimienta”. Poco más de un siglo más tarde, el Diccionario de Autoridades lo define de manera parecida diciendo que era una comida italiana.
Y, finalmente, hemos de citar los canelones, tema de esta introducción y que han sido los últimos en aparecer en la cocina española a finales del XVIII.
Los canelones
Recuerdo que hace bastantes años en un coloquio sobre cocina catalana, y comentando la edición del folleto semiturístico que redacté para el ayuntamiento de Barcelona, titulado Así se come en Cataluña, se me reprochó que entre los platos de cocina catalana no apareciesen, en su majestuosa rotundidad, los canelón. Y me lo reprochó nada menos que Joan Cabané, el maître tratadista de cocina y periodista gastronómico más famoso del momento, que se hallaba entre los oyentes de este coloquio. Yo me defendí como pude, porque bien sabía que los canelones es el plato que centra el almuerzo del día siguiente de Navidad, la clásica comida de San Esteban -que es gran fiesta en Cataluña-, y que han tomado carta de naturaleza entre nosotros. Pero, honestamente, hacia los años cincuenta yo no podía considerar los canelones como un plato catalán. Hoy quizá se pueda hacer, por cuanto se han popularizado en los restaurantes incluso los más modestos y se elaboran durante todo el año. Joan Cabané me reprochó en aquella ocasión que en Italia era un plato apenas conocido y que, en cambio, en Cataluña era ya muy célebre. No tanto, repito, como ahora. MI ya desaparecido y admirado amigo, hasta cierto punto tenía razón pero no del todo. Porque yo recordaba que la primera vez que viajé a Italia, al llegar a Florencia, el primer plato con que topé fueron los canelón a la crema, que ofrecía, excelentemente cocinados, Sabatini, una de las mejores mesas toscazas. Luego, ya sea con este nombre, ya con otros de tipo localista, los canelones se encuentran en toda la península, desde la suiza italiana hasta Nápoles y Sicilia. O sea, que si puede ser discutible la conveniencia de incluir el plato en la cocina moderna catalana, no se admite la discusión de que los canelones son un plato de origen italiano, realizado con los mismos ingredientes que nosotros y parecidas manipulaciones. Los canelones catalanes no son otra cosa que la adaptación de este plato italiano realizada seguramente en el pasado siglo por los cocineros franceses e italianos que se establecieron en Barcelona. Sobre la relativa universalidad del canelón aún quisiera añadir que cinco días antes de escribir estas líneas, viajando por Francia encontré un plato de canelones en el gran restaurante Troisgros de Roanne. El caso es que los canelones son una de las pastas más antiguas que existen en Italia. Quizás el libro más importante sobre la pasta italiana fue el que escribió Gustavo Traglia, titulado IL lunario della pasta asciutta. Escribe sobre los canelones: “Es ciertamente una de las primeras y más antiguas pastas conocidas. No se ha podido saber quién inventó los canelones; es un misterio como el de la misma invención de la pasta. Pero nosotros pensamos que se trata de una idea producto del genio popular que se ha gestado simultáneamente en Sicilia, en Nápoles, en Toscaza y en la Liguria. Antiguamente la pasta se fabricaba en casa y también el relleno. Hoy, la pasta puede adquirirse en cualquier comercio y también se vende relleno para ella hecho de una forma industrial.” Hasta aquí el libro de Traglia. Hagamos constar que la palabra canelón es un aumentativo de cannela, que, a su vez, es diminutivo del latín canna, que quiere decir caña. Es decir, que al formarse el aumentativo de cannela, no ha retornado a canna, sino que se ha convertido en cannelone. Aluden, pues, a la forma tubular bastante grande que tuvieron los primitivos canneloni, forma que, por otra parte, conservan actualmente. Añadamos que en 14. El DRAE, en su vigésima edición, dio finalmente acogida a la palabra canelón, en la aceptación número cinco de la palabra: “pasta de harina de trigo, cortada de forma rectangular, con la que se envuelve un relleno de carne, pescado, verduras, etc….” Y añade que se usa mucho más la palabra en plural. Esta definición – en la que influyeron quizá entre otras las cariñosas presiones de quien esto afirma en amigos académicos- da carta de naturaleza a la palabra canelón en la lengua castellana. En cuanto al catalán, se escribe caneló y esta definida de manera parecida en todos los diccionarios modernos.
Resumiendo, pues, las noticias sobre la definición y el origen de los canelones, hemos de decir que se trata de un plato originario de Italia, posiblemente del siglo XVI, de una pasta hecha con huevos y con un relleno que puede ser variable, gratinados al horno y cubiertos de una bechamel y otra salsa de crema: Hemos encontrado formas de canelón en casi todos los recetarios italianos y en casi todas las regiones. Es un plato que ya llegado a ser simbólico y que más tarde lo han adoptado diversos países comos Francia, Bélgica y Suiza, en España, especialmente la Cataluña moderna. Añadamos que el aditamento de la bechamel solo puede datar del siglo XVIII. La bechamel, que es la más francesa de las salsas, presenta la paradoja de que su formula aparece por primera vez en un libro escrito en inglés, The modern Cook (Londres, 1733), debido a un francés, Vincent La Chapelle, chef de cocina del muy honorable caballero lord Chesterfield. Este cocinero francés publicó en inglés la fórmula que inventara Louis de Bechaneille, marques de Monteil, financiero que se enriqueció en los años azarosos de La fronda, y que más tarde fue gobernador de los estados de Bretaña por mandato del duque de Orleáns, tío de Luis XIV, y que, finalmente ennoblecido por éste, entró en la alta servidumbre de palacio. No es seguro que adulón Monteil, que tuvo bien ganada fama de bobo, fuera en inventor de esta salsa, pero quizá su cocinero la inventó por él y le puso su nombre.
Final con Rossini al fondo.
Y, finalmente, hemos de hablar de los canelones relacionados con Rossini. De hecho, existe la idea de que Rossini inventó una formula de canelones que es la que el gran maestro Ignacio Doménech ofrece en su libro aptas. El compositor Gioacchino Rossini (1792-1868) fue un gran gastrónomo y un buen cocinero de pasta. Afirmaba que comer y amar, cantar y digerir, eran los cuatro actos de la ópera bufa que se llama “la vida” y que se desvanece como la espuma de una botella de champán. Como gastrónomo y como cocinero practicante, Rossini defendió por encima de todo la trufa, a la que llamaba “el Mozart de los hongos”. Así pues, las preparaciones que llevan su nombre o que han sido dedicadas a él, van asociadas normalmente al foie gras y la trufa. Según uno de los máximo tratadistas de la pasta, Máximo Alberini, esta receta era la siguiente:” Consistía en un relleno blando a base de trufas, paté de foie gras y tuétano de vaca. Los rellenaba y luego pasaban a los fogones y al horno”
Salsas para los canelones:
Todas ellas susceptibles de incorporar un ingrediente más, una especia, una picada, etc…
Salsa Bechamel
50 gr. de mantequilla
40 gr. De harina
½ litro de leche
Nuez moscada
Sal
Pimienta
Derretir la mantequilla en una cazuela y añadir la harina, teniendo cuidado de que no se queme. Enseguida, incorporar la leche y remover enérgicamente hasta que espese. Agregar entonces la sal, la nuez moscada y la pimienta. Aplicar la misma fórmula a la salsa mixta de bechamel con tomate, incorporando únicamente 5 o 6 cucharadas de extracto de tomate.
Fuente :ds tecnologia y canelones el Pavo

El Forn de Can Busquets

El  Forn de Can Busquets

Jordi Clapés

Direcció:
C/ Nicaragua 3

Tel.: 93 860 06 54
Fax: 93 860 06 53
E-mail: info@forncanbusquets.cat
08400
Granollers
Barcelona


El Forn de Can Busquets

Imagen del proyecto El Forn de Can BusquetsJordi Clapés

Jordi Clapés comenzó a fabricar pan en el horno de la masía Can Busquets en 1976. Desde entonces, el negocio de pan y la pastelería han ido progresando hasta hacer de El Forn de Can Busquets un referente en la zona de Granollers.


En el horno se cocinan constantemente nuevas variedades de productos, hasta completar una carta de 80 referencias de bollería artesana con y sin azúcar y 20 variedades de pan ecológico. “Todo el proceso de elaboración excluye las grasas de origen animal y, por supuesto, aditivos y conservantes”, explica Jordi.

En marzo de 2005 se inauguró el nuevo local de 300 m2 repartidos entre la tienda, la oficina, el almacén y el obrador. Este esfuerzo ha podido realizarse gracias al apoyo familiar y a la financiación de Triodos Bank.
http://www.forncanbusquets.cat









http://www.forncanbusquets.cat/galeria/k2-categories/galeria-producció.HTML

Cuatro panaderías ecológicas donde el pan es un arte

MeneameShare
Un buen pan no siempre salta a la vista, sino a otros sentidos. Se distingue, según los expertos, al menos por su olor y sabor intenso al cereal del que procede y porque se conserva fresco durante más tiempo.
panadería ecológica
Destacamos 4 panaderías ecológicas que hacen del pan un verdadero arte. Estos establecimientos, que emplean cereales procedentes de agricultura ecológica, han contado con financiación de Triodos Bank.
Las acompañamos de recursos y curiosidades para los que también se han animado a hacer pan en su propia casa.

Panaderías ecológicas Madrid1. El despertar de los sentidos

La Magdalena de Proust, Madrid

Si hay un lugar que no ha caído en la trampa de producir luchando contra el tiempo es esta panadería y supermercado ecológico en el barrio de Chueca, en Madrid. Recoge su nombre del clásico literario de Proust En busca del tiempo perdido, en que el narrador evocaba recuerdos de su infancia con solo mojar una magdalena en una taza de té.
“Dando un doble salto mortal con tirabuzón incluido, pasé de la ingeniería eléctrica a enfrentarme a la harina, las levaduras, procesos de amasado, fermentación, horneado…”, explica Agustín Fernández, que encabeza el proyecto y también imparte cursos para aprender a hacer pan en casa.

Panaderías ecológicas Barcelona2. No hay más panaderías ecológicas como esta

El Forn de Can Busquets, Granollers, Barcelona

Jordi Clapés ha ido más allá. Elaborador de pan ecológico desde los 90, recientemente ha dado un nuevo paso en su obsesión por ofrecer un producto de calidad y saludable.
El Forn de Can Busquets es la primera panadería en Europa que ha abandonado la harina de trigo, la más habitual, reemplazándola por cereales como la espelta, el centeno o el kamut. Clapés busca ingredientes más digestivos y menos alergénicos. “El trigo ha sufrido muchos cruces y mezclas a lo largo de la historia, y eso hace que cada vez haya más gente cuyos organismos no lo toleran”, explicaba a  una revista poco después de que sus productos hayan cosechado interés en otros países de Europa.

Panadería ecológica Ávila3. Pioneros en tierra de cereal

Biogredos, Mombeltrán, Ávila

Curiosamente fue de El Hornillo, pueblo en la sierra de Gredos, de donde salieron los primeros panes y bollos de los promotores de Biogredos, hoy hace ya más de tres décadas.
“Hemos tenido suerte y mucha gente nos apoyó y nos comió”, explican desde esta iniciativa pionera en alimentación ecológica en su tierra, donde sin salir de Ávila podemos incluso visitar un Museo del Cereal. Hoy, Biogredos trabaja desde el vecino municipio de Mombeltrán: “Ocupamos una antigua vaquería, lo que quedaba de ella, la reconstruímos y la reconvertimos en una panadería grande”, explican los elaboradores de un amplio surtido ecológico, que incluye pan, pastas y galletas, entre otros.

Panadería ecológica Gipuzkoa4. Pan local hasta en el último detalle

Eguzki Leire, Amezketa, Gipuzkoa

Además de por su utilización de ingredientes ecológicos, la panadería y pastelería de Leire Saizar es singular, como mínimo, por otro aspecto más.
Todas las materias primas que emplea Eguzki Leire, que vende en su propio local y a través de otros establecimientos, son de proximidad. Incluso la sal, uno de los componentes básicos del pan, es de las salinas artesanas del Valle Salado de Añana (Álava).  Los sabores del pan y pastas de Eguzki Leire tienen presencia regular en diversos mercados y ferias tradicionales.

El gurú del pan casero

Muchas personas se han animado también a preparar su propio pan. Como Ibán Yarza, que además ha acabado convirtiéndose en algo parecido a un “gurú del pan”, gracias a la labor de divulgación que realiza desde su propia experiencia.
A través de El foro del pan promueve el intercambio entre aficionados, y en el blog La memoria del pan relata sus peripecias tras la meta de que volvamos a reconocer y a apreciar el buen pan.
La aparición de nuevas panaderías de calidad, el éxito de proyectos como la traducción a través de micromecenazgo del libro de referencia Bread (edición de Libros con Miga) y otras iniciativas tan curiosos como las camisetas de Oh my bread, para lucir “orgullo panarra”, parecen ser muestras de que algo se está moviendo detrás del obrador.
http://www.somostriodos.com/panaderias-ecologicas/

Hornos Rotativos Danzi Forni


Los HORNOS ROTATIVOS, son los hornos escogidos por la gran mayoría de clientes ya que juntan varias cualidades a la vez.
Espacio reducido, cocción uniforme, facilidad de uso y  altas prestaciones son las más evidentes.
La calidad en la fabricación de nuestros HORNOS ROTATIVOS; la durabilidad en el tiempo y el bajo mantenimiento sólo son percibidas por los que lo poseen.
Mini Cámara de Fermentación Controlada


Mini Cámara de Fermentación Controlada


CAMARA DE FERMENTACIÓN CONTROLADA MINI LEV: Minicámara de Fermentación Controlada para Pan y Bollería, ideal para pequeños obradores, tiendas y supermercados que ofrece un producto que precisa de una fermentación  antes del horneado.
A través de una potente centralita electronica digital, un estudiado sistema de circulación del aire ya sea frío o caliente (evitando siempre las posibles corrientes de aire), y un potente humidificador, es capaz de gestionar la temperatura, humedad y tiempo en las cuatro fases distintas que ofrece nuestro equipo (Frío, ConservaciónPre- Fermentación y Fermentación Final.), hasta un máximo de 72 horas. De serie, también, se incluye un programa manual y el Dormilón.
La Gama Mini Lev se ofrece para una capacidad de 2 carros para bandejas de 600x400mm, o en alternativa 1 carro para bandejas de 600x800mm., siendo dos las posibles motorizaciones 0,5Hp y 1Hp.
Las principales ventajas de utilizar este equipo son:
- Optima gestión de los horarios del personal.
- Capacidad de hacer procesos de fermetación largos.
- Calidad del producto siempre regular.
Características Técnicas
Capacidad2 Carros para bandejas de 600x400mm./ 1 carro 600x800mm.
Ancho Externo
Profundidad Externa
Altura Externa
930mm.
1070mm.
2390mm.
Potencia0,5 HP
Alimentación230V / 1 / 50Hz
ConstruidoPanel Lacado Blanco. Opcional Acero Inoxidable
Temperatura-2ºC/+40ºC
  
 
 

Trenlaval, S.L.U.

Vox es líder entre los militares y adelanta al PP en los cuarteles de la Guardia Civil Si las elecciones se celebrasen solo en los cua...